Los vendajes terapéuticos (tiras de colores y otros adhesivos utilizados en Fisioterapia).

Si habéis ido al fisioterapeuta alguna vez, es probable que os hayan colocado una o varias tiras de vendaje, esas cintas, a veces de colores, a veces color carne, a veces rígidas y a veces elásticas, e incluso, a veces, pican… (podría haberse producido una reacción en la piel).

Os voy a contar un poco para qué utilizamos estos vendajes, los tipos que hay, para que empiecen a tener un poco de sentido y no creáis que son solo un elemento decorativo más (aunque es verdad que hay algunos colores muy molones, incluso llegué a comprar una vez un rollo de kinesiotape de leopardo, que era lo más).

IMG_20160609_183649 (2)

Diferentes materiales de vendaje usados por los fisioterapeutas. Fotografía propia.

Vendajes hemos utilizado los fisioterapeutas toda la vida, lo que pasa es que ahora están más “de moda” o quizás más visibles gracias al auge de los vendajes neuromusculares (o kinesiotape, o como queramos llamarlo). En esta entrada de blog antigua podéis leer más sobre el tema. Lo bueno de estos vendajes es que reducen bastante la sensibilidad dolorosa de la zona a tratar, y además constituyen un estímulo en la piel, que va a tener como consecuencia que mejoremos nuestra postura, se frene algún movimiento… todo en función del objetivo que tengamos y la técnica de colocación. Otra ventaja es la alta adherencia a la piel que suelen tener, además de que se pueden mojar sin problema. El vendaje neuromuscular no sirve para todo, no es la panacea y para que tenga sentido ha de ser colocado por un profesional sanitario con un objetivo claro, no vale todo.

ID-100120582

 Image courtesy of Ambro at FreeDigitalPhotos.net

A continuación os voy a hablar de todo un clásico de la fisioterapia, el vendaje funcional. Los vendajes funcionales se realizan con varios elementos, generalmente una base que se coloca sobre la piel para protegerla (un pre-tape que solemos llamar), un vendaje rígido cuyas tiras colocaremos estratégicamente para conseguir el objetivo deseado y a veces encima llevan una venda elástica que lo cubre todo y lo protege. Son muy utilizados en el ámbito deportivo y la fisioterapia en traumatología, y ahí es donde tienen su origen precisamente, en equipos de baloncesto americanos hace ya unos 40 y pico años. Generalmente se utilizan para proteger una estructura lesionada (ligamento, articulación, músculo), de modo que estabiliza permitiendo el movimiento en distintos ángulos excepto el movimiento lesional. Un ejemplo clásico es el esguince de tobillo, donde el vendaje funcional está indicado (es más, es preferible a una escayola a no ser que sea un esguince de grado III . Se realiza una inmovilización parcial del tobillo, es decir, se inmoviliza en el sentido de la lesión. Si el esguince es en inversión, que es lo más común, el vendaje permite todos los movimientos salvo, precisamente, la inversión. Esto favorece la cicatrización del ligamento pero a la vez permite que la articulación se mueva, previniendo así edemas, manteniendo la movilidad… Hay vendajes funcionales para todo tipo de lesiones músculo-esqueléticas, es una herramienta fantástica que nos da mucho juego. También pueden utilizarse para prevenir lesiones en el deporte, por ejemplo en casos de inestabilidad. Muy útil (aunque desconocido por la población general) es el vendaje funcional cuando existe una fisura costal, que no tiene realmente tratamiento; con el vendaje conseguimos limitar ligeramente la amplitud de los movimientos torácicos respiratorios (y no respiratorios) aliviando el dolor.

Por último, tenemos los vendajes con nombre y apellidos. Realmente buscan efectos parecidos a los vendajes funcionales y también se hacen con tiras rígidas. Como ejemplos tenemos los vendajes desarrollados por Jenny Mcconnell , entre los cuales destacan aquellos dedicados al tratamiento del dolor en la rodilla (especialmente en síndromes de dolor fémoro-patelar) y en el hombro, aunque también ha desarrollado vendajes muy interesantes para otras articulaciones, para descargar otras estructuras como la fascia plantar, músculos, nervios… Además podríamos citar los vendajes que usamos según el concepto Mulligan de terapia manual, que se utilizan para mantener las correcciones de los fallos posicionales articulares detectados y tratados en clínica, y a veces también como asistencia para realizar determinados ejercicios de auto-tratamiento. En ambos casos los objetivos son parecidos: se pretende reposicionar distintas estructuras para poder realizar después ejercicios correctivos articulares y de reeducación neuromuscular tras haber comprobado previamente que estas correcciones mejoran los síntomas del paciente. Son metodologías basadas en la respuesta del paciente que pretenden mejorar los síntomas y el movimiento, por tanto, un vendaje que puede resultarle útil a una persona no tiene por qué valerle a otra, y siempre, siempre, siempre encaminados a realizar el ejercicio terapéutico en casa. En mi día a día en consulta la verdad es que me resultan cada vez más útiles.

IMG_20160421_182514

Vendaje para trabajo en hombro según método Mcconnell. Fotografía propia.

 Como véis, los vendajes en fisioterapia pueden ser tremendamente útiles, pero no solo en la fisioterapia, también en la vida de los fisioterapeutas, ya que, en un momento dado, también pueden servir para sujetar la matrícula de mi coche cuando se cae (os juro que me ha pasado), tapar un arañazo en el tapizado de la camilla, cerrar un paquete de frutos secos…

#PonUnFisioEnTuVida ¡! (y si te coloca un vendaje, es posible que pertenezca a alguna de las anteriores categorías, ya sabes que no es solo de adorno!).

Comentarios (2 de respuestas)

  1. Buenisimo post. Gracias por compartirlo…Espero màs…

    Saludos

  2. Excelente artículo. Sigue escribiendo este tipo de información en tu página.
    Estoy realmente impresionado por su sitio.
    Hola, Has realizado un trabajo increíble. Definitivamente lo digg
    Y en mi opinión recomendaría a mis amigos.
    Estoy seguro de que se beneficiarán de este sitio web.

Agregue Su Comentario

Su dirección de email no será publicado.